Cinco pasos para redactar un resumen de impacto.

Si leíste nuestro post sobre redacción en la universidad, sabrás que todos los trabajos escritos que se producen en el medio académico pueden catalogarse dentro de tres categorías: resúmenes, reportes y ensayos. En esta entrada profundizaremos en la primera categoría: los resúmenes. Veremos cuales son los diferentes tipos que existen, las diferencias entre ellos y, muy importante,  los cinco pasos esenciales para redactar un resumen brillante, sin importar la temática. ¿Preparado para darle un boost a tus habilidades de síntesis? No dejes de tomar nota.



Por Nara López Contreras
Tiempo de lectura: 12 minutos.

¿Qué es un resumen?


Resumir es una actividad esencial. No importa si eres estudiante o el CEO de una empresa trasnacional; la mejor manera de "saber" si has comprendido algo a fondo es intentando resumirlo. ¿De que trató el nuevo capítulo de tu serie favorita? ¿qué fue lo que te dijo tu jefe en esa última junta? ¿puedes relatar la trama en un par de frases concisas, sin meterte en rollos y circunloquios? En caso de que sea así, felicidades, tienes capacidad de síntesis.

Un resumen es, entonces, la exposición breve y concisa de los puntos esenciales de un tema, la cual puede realizarse tanto de manera escrita como oral (¿alguna vez le has "contado" a alguien de que trató una película? Entonces sabes lo que es un resumen oral). La extensión del resumen dependerá enteramente del tipo de texto o actividad a resumir: un artículo de revista o periódico, libro, película, exposición, conferencia, taller, visita guiada... entre muchas, muchas otras opciones.


Existen tres tipos de resúmenes:


1. Simple: sintetiza la información  de la fuente de la manera mas precisa y fiel. Se trata de un sumario donde se presenta la totalidad de la información presentada por la fuente, aunque esta no sea de mucha relevancia. 

Ejemplo: 

Si quisiera resumir Guerra y Paz de manera simple, tendría que hacer un sumario del contenido de cada uno de sus capítulos. Por lo tanto, mi trabajo final tendría mas o menos la siguiente estructura:

Datos de la obra:
Capítulo 1: (resumen del contenido)
Capítulo 2: (resumen del contenido)
Y así sucesivamente...

2. Informativo: este resumen es el mas utilizado y es aquel que presenta únicamente los puntos principales. Su propósito es mostrar al lector un "pantallazo" con los detalles mas relevantes del la fuente.  

Ejemplo:

Para hacer un resumen de este tipo de Guerra y Paz, basta con sintetizar la trama de la obra, haciendo énfasis en los puntos o escenas que hacen avanzar la novela (donde suele estar el conflicto). Un resumen de este tipo tendría la siguiente estructura esencial:

Guerra y Paz es una novela escrita por Leo Tolstoi. En ella se cuenta el impacto que las guerras napoleónicas tuvieron en la vida de varias familias rusas...

3. Argumentativo: en este documento se sintetiza y evalúa el argumento que mobiliza la fuente. Para realizar un resumen de este tipo no basta con leer/asistir/observar de manera superficial la fuente, también se debe de señalar cual fue la intención del autor/creador. Se presenta el contenido así como los alcances que el autor estableció para la misma; todo ello manteniendo la neutralidad e imparcialidad. No se trata de evaluar el trabajo del autor, sino simplemente presentar sus intenciones de la manera mas clara posible.


Ejemplo: 

Un resumen argumentativo de Guerra y Paz, además de incluir una breve síntesis de la trama, también contendría un comentario personal evaluando la obra. La estructura se parecería a lo siguiente:

Guerra y Paz es una novela escrita por Leo Tolstoi. En ella se cuenta el impacto que las guerras napoleónicas tuvieron en la vida de varias familias rusas. Dicha novela se considera un clásico de la literatura rusa del siglo XIX no sólo por su maestría lingüística o la profundidad de sus personajes, sino también por la acérrima critica que contiene...

Cómo redactar un resumen impecable en cinco pasos.


  • Paso 1: Antes de comenzar, ten muy en claro cuál es tu texto o actividad fuente.


Es decir, asegúrate de entender qué es lo que necesitas resumir. Tu aproximación a la información variará dependiendo de la fuente que uses: no es lo mismo resumir un libro (el cual podrás volver a consultar para verificar datos) que una conferencia (a la cual solo asistirás una vez).  

Ejemplo: Para fines de este ejercicio, supongamos que la actividad a resumir es una visita al Museo Nacional de Antropología,  en la CDMX.


  • Paso 2: Decide que tipo de resumen vas a realizar.


Ya sabes cual es la actividad que resumirás, ahora necesitas decidir que tipo de resumen elaborarás: simple, informativo o argumentativo. En la universidad, la gran mayoría de los profesores pide resúmenes de tipo informativo. Aún así, no te confíes, siempre relee la tarea asignada para estar seguro.

Ejemplo: De nuevo, supongamos que el profesor ha especificado que desea un resumen de la exposición temporal. Se trata pues, de un resumen informativo. ¿Cómo sabemos que tipo de resumen se está solicitando? Por lo específico de las indicaciones.

  • Paso 3: Realiza la actividad/lee la fuente en modo resumen y haz una lista con los datos mas relevantes.


Lo ideal sería que  realices la actividad fuente con la consciencia de que posteriormente tendrás que hacer un resumen de la misma. Esto ayudará a tu mente a fijarse en los puntos mas relevantes y a no divagar. Para ello, puedes elaborar una lista donde captures los datos mas importantes, esos que usualmente responden a las siguientes preguntas: ¿Qué? ¿Cuando? ¿Cómo? ¿Dónde? ¿Con que objetivo?

Ejemplo:

Tu profesor te solicitó visitar determinada exposición y hacer un resumen de la misma. Puedes optimizar el trabajo si, una vez en la sala de exposiciones del museo, recorres la exposición fijándote en los detalles que juzgas como 'importantes':

¿Qué? Nombre de la exposición temporal
¿Quién? Nombre de su curador 
¿Cuando? Fecha en la que se realizó la visita
¿Cómo? Breve descripción de la visita
¿Con que objetivo? Propósito de la visita.


  • Paso 4: Repasa tu lista y descarta lo que no es relevante. Haz un plan de trabajo.


Antes de redactar tu primer borrador, es aconsejable que revises la lista de cotejo con la información importante. ¿Hay algo que sólo sea "relleno"? Elimínalo, así evitaras terminar hablando de detalles que no aportan nada y que sólo sirven para añadirle ambigüedad al trabajo.

Por mas tentado que estés a saltarte este paso, ¡no lo hagas! Pensar que vas a escribir antes de hacerlo es la mejor manera de darle estructura a un texto. La mayoría de los estudiantes o profesionales que hacen resúmenes desordenados lo hacen porque omiten este paso fundamental.

Enseguida toca decidir cómo vas a presentar la información. La mejor manera de hacer esto, es redactando un plan  de trabajo, donde se especifique que anotarás en cada párrafo.


Ejemplo: 

En lugar de lanzarnos de lleno a la redacción, una vez realizada la visita revisaríamos el listado con la información básica de la exposición: las piezas mas relevantes, algunos datos útiles  extras(como el tiempo que toma recorrer toda la sala o el precio de la entrada) y algún otro dato pertinente (por ejemplo, mencionar si la exposición ya se ha presentado en otros museos).

Eliminamos todo lo que no venga al caso: opiniones personales o de terceros, comentarios sobre el museo que acoge la exposición, datos sobre el clima (por mas increíble que eso parezca, hay personas que si lo mencionan) y cualquier otro dato irrelevante.

Después de descartar lo no esencial, puedes proceder a elaborar tu plan de trabajo:

1º párrafo: ¿Qué? ¿Quién? ¿Cuando? (Incluimos tres ideas en el primer párrafo debido a que dichos datos generalmente son breves)
2º párrafo: ¿Cómo?
3ª párrafo: ¿Con qué propósito?

  • Paso 5: Redacta y revisa.


Una vez que hayas decidido la estructura y contenido de tu resumen, entonces sí, podrás redactarlo. Este documento será tu primer borrador. Procura seguir una estructura 'clásica', limitándote a mencionar una sola idea por párrafo.

Una vez concluido, guárdalo un par de días; después  vuélvelo a leer y realiza una revisión exhaustiva a la construcción de tus frases y a la ortografía. ¿Algo suena raro? ¿Fuera de lugar? Piensa en cambiarlo.

Como se trata de un resumen que, muy probablemente, no sobrepasa las dos cuartillas, una sola revisión a conciencia es mas que suficiente. Sin embargo, si después de esta primera revisión aun hay detalles que no te satisfacen, puedes realizar una nueva.




Síguenos

El resumen es uno de los documentos mas sencillos de elaborar; lo mas importante es ordenar tus ideas antes de ponerte a escribir.


Y tú, ¿Cómo elaboras tus resúmenes? ¿Sigues un método similar al mío? Cuéntame  en la sección de comentarios. Si te gustó el post de hoy, no olvides compartirlo en tus redes sociales. 




No hay comentarios

Publicar un comentario

Si te gusto el post o te fue útil, ¡háznoslo saber! Tus comentarios son los que nos motivan a seguir publicando, toda opinión es bienvenida.