Estos son los tipos de trabajos escritos que debes saber redactar si quieres tener éxito en la universidad (no importa la carrera que escojas).

A pesar de que el paso por la universidad es una de las etapas de la vida mas relajadas y emocionantes, existen ciertos requerimientos no escritos con los que debes cumplir si deseas sortear con éxito estos años de formación profesional: habilidades básicas de gestión de tiempo, auto motivación y también una enorme (pero enorme) tolerancia a la frustración. Pero, ¿qué hay de aquellos requerimientos menos obvios, como la habilidad para redactar bien? ¿Cómo dominar el arte de la redacción universitaria si nunca haz trabajado en ello? Sigue leyendo y  entérate cuales son los tres tipos de trabajos escritos que tus nuevos profesores no pararán de asignarte (y como elaborarlos).



Por: Nara López Contreras
Tiempo de lectura: 8 minutos.

A pesar de que los profesores suelen solicitar trabajos que no parecen guardar ninguna similitud entre ellos, si analizas bien los requerimientos de cada tarea podrás darte cuenta que todo trabajo escrito recae dentro de una de las siguientes tres categorías generales: resúmenes, reportes o ensayos. 

Cada una de las categorías mencionadas tiene ciertos requerimientos de forma y contenido que deberás respetar al momento de redactar. Un buen trabajo escrito es aquel que cumple con estas expectativas de manera puntual.


1. Resúmenes. 

  • ¿Qué es? (el contenido)

Un resumen es una exposición breve de los puntos esenciales o claves de un tema. Resumir es una habilidad básica que todo estudiante universitario debe poseer si quiere alcanzar un nivel mínimo de logro académico. Debido a esta importancia, casi todos los profesores, sin importar el semestre en el que te encuentres o la materia que estés cursando, te solicitarán algún resumen: ya sea de un tema visto en clase, una conferencia a la que asististe o alguna visita a alguna empresa, entre muchas otras posibilidades. 


  • ¿Cómo redactarlo? (la forma)

El resumen es el trabajo escrito mas sencillo de elaborar, lo único que debes hacer es decidir cuales son las ideas mas relevantes y presentarlas tal cual, con orden y coherencia. Un buen resumen no debe de exceder una cuartilla (aproximadamente 400 palabras en cualquier procesador de textos), aunque si lo puedes elaborar en menos espacio, que mejor. 


  • Tipos de resúmenes mas solicitados:

Simples 
Argumentativos
Críticos 


2. Reportes.


  • ¿Qué es? (el contenido)


A diferencia del resumen, que solo presenta la información que el escritor considere relevante o clave, un reporte conjunta y presenta toda la información disponible sobre un cierto tema. Los reportes suelen redactarse con el objetivo de dar a conocer información particular a un público determinado. Por esta razón, tus profesores te pedirán que elabores reportes para presentar los resultados de alguna investigación, explicar alguna lectura o, en semestres avanzados, informar del progreso de tu trabajo de tesis. 


  • ¿Cómo redactarlo? (la forma)

El reporte, en cualquiera de sus formas, se conforma por dos partes principales. La primera contiene un resumen del tema y la segunda un comentario breve del mismo. Si tomamos como ejemplo un típico reporte de lectura, en la primera parte deberás  incluir una sinopsis del libro en cuestión (resumen de la trama, conflicto principal, personajes que aparecen, etc.) y en la segunda un comentario con tus impresiones de la lectura. 


  • Tipos de reportes mas solicitados:

Reporte de lectura.
Reporte de investigación.
  

3. Ensayos. 


  • ¿Qué es? (el contenido)


Por su enorme versatilidad, el ensayo es, sin duda, el padre de todos los trabajos escritos universitarios. Es muy probable que todos tus profesores, sin importar la asignatura que impartan, te soliciten al menos un ensayo a lo largo del curso. Este es, de hecho, uno de los géneros literarios mas populares y cultivados de la actualidad: su elaboración no se limita al área académica, los hay para todos los gustos y necesidades.


  • ¿Cómo redactarlo? (la forma)

El ensayo es un documento complejo; la elaboración de uno conlleva una preparación previa monumental que no puede ser ignorada. Antes de sentarte a escribir el primer borrador debes de tener muy en claro cual es el tema o pregunta a tratar, así como haber realizado una investigación previa, ya sea documental o práctica. 

Una nota especial para aquellos que gustan de dejar sus tareas hasta el último minuto: no puedes sentarte frente a la computadora, abrir un documento en blanco y pretender escribir un ensayo de la nada, sin antes haber realizado la investigación previa correspondiente (a menos que sea un ensayo literario, pero ese es un tema para otra entrada). 


  • Tipos de ensayo:

Ensayo literario.
Ensayo periodístico.
Ensayo académico.
Ensayo de divulgación.

Quien escribe sus ensayos una noche antes de la fecha limite está condenado, desde antes de comenzar, a fracasar sin remedio. 



Si quieres saber con mas detalle como redactar cada uno de los tipos de resumen, reporte y ensayo que aquí te presentamos, visita los siguientes artículos:

Como redactar un resumen
Como redactar un reporte
Como redactar un ensayo 


¿Te fue útil esta entrada? ¿Que otro tipo de trabajo escrito te gustaría que explicáramos? Déjanos tus comentarios abajo. Y recuerda, si te gusto el post no olvides compartirlo en tus redes sociales.

No hay comentarios

Publicar un comentario

Si te gusto el post o te fue útil, ¡háznoslo saber! Tus comentarios son los que nos motivan a seguir publicando, toda opinión es bienvenida.